2 juegos para papá e hijoEn algunas ocasiones como padres olvidamos la importancia de la importancia del juego en los niños. Queremos que practiquen los deportes que nos gustan a nosotros o que se diviertan, pero solos, y nos limitamos a cumplir el papel de supervisor.

Pero lo que más valora un hijo es que su padre se convierta en su mejor amigo, no en su guardián.  Para entender cómo juega un niño hay que asumir roles y convertir nuestras casas, jardines y parques en mundos mágicos llenos de aventuras de toda clase para él.

¿Papá, Quieres Jugar con tu Pequeño? Pongan en Práctica Estos 2 Fabulosos Juegos

A continuación hemos diseñado 2 juegos bastante divertidos para esos momentos entre papá e hijo que son tan fundamentales en su crecimiento. ¡Seguramente se divertirán inmensamente!

También te puede interesar: Momentos Entre Papá y Bebé

El Juego de los Piratas y el Tesoro Perdido

Te llamas el Pirata Garfio y tu hijo es el Capitán Bocanegra. Coges una gran hoja de papel y realizas unos trazos formando una isla. Demarca una calavera, un bosque y un volcán. En medio de este mapa debe de haber una X, que marca el tesoro.

La aventura pirata comienza y navegamos por el Mar Egeo mientras caminamos por el parque afuera de nuestro hogar, divisamos un balancín (mataculin) en la zona de juegos, hará un perfecto barco, “La Dama del Mar”. Los piratas montan la Dama del Mar que sube y baja mientras surcan las olas del mar.

Pero pronto el Capitán Garfio divisa una tormenta en el horizonte, “¡Sujétese capitán Bocanegra! ¡Va a ser un viaje muy movido!”

La tormenta golpea el barco y el balancín se mueve cada vez más alto, y luego baja, sube, baja, sube, baja…

Sobrevivimos la tormenta y llegamos a las playas de la Isla Calavera. Exploramos sus junglas (el parque) y exploramos cuanto tesoro encontramos en nuestro camino. Recogemos rocas, hojas exóticas y cualquier otra pista que nos lleve al tesoro pirata.

Nos aproximamos a la boca del volcán, donde en su interior duerme un dragón enorme que escupe fuego. Es el guardián del tesoro y no podremos llegar a él sino lo derrotamos.

“¡El Dragón a despertado!” Es tan enorme (un árbol grueso) que tenemos que mirar hacia arriba para ver su cabeza, por donde escapan columnas de humo. “¡Ataca Capitán!”

Ambos rodeamos el árbol y lo atacamos con nuestras espadas (palos delgados que encontramos en el suelo). Finalmente le damos muerte y abrimos su pecho. En su interior está el tesoro, un corazón de oro.

*Juegos a la hora del baño del bebé

El Juego del Caballero Mike

La sala será nuestro castillo. El sofá principal hará de estructura para nuestro castillo y con cojines y almohadas armamos el techo y las torres. Todo castillo debe tener una bandera con el escudo de armas de nuestra noble familia. La escoba ha de servir con el cobertor de alguna almohada.

El caballero de Mike y su padre, el caballero de la armadura negra, salen de su castillo para rescatar a la princesa del reino (la madre o hermana). Cabalgan en sus corceles (palos de escoba) por las tierras del reino y luchan contra toda clase de criaturas salvajes.

Suben los montes de Casandra (las camas), y se esconden en profundas cuevas de las sombras malvadas (el closet). Sus aventuras los llevan hasta los confines más lejanos del reino hasta que encuentran a la princesa Mamá.

La princesa Mamá se encuentra  atrapada en una alta torre de piedra (encerrada entre varias sillas del comedor), y el malvado mago Zephir no la deja escapar. El caballero Mike y su padre, el caballero de la armadura Negra luchan contras los poderes del mago utilizando sus escudos (almohadas) para protegerse de los hechizos.

Pero… ¡oh no! Al caballero de la armadura Negra lo transforman en sapo, y solo el caballero Mike puede derrotar al mago Zephir. Mike utiliza su espada con valor para derrotar al malvado mago y libera a la princesa de la torre.

La princesa Mamá le da un besó al sapo que se convierte de nuevo en el caballero de la armadura Negra.

¿Qué otro juego de rol te gusta jugar a ti papá?

*Juegos para niños con autismo